NOTICIA
07-07-2021

Como se puede viajar sin calor en un coche

No hay duda que ya el aire acondicionado se considera un elemento de seguridad. En cuanto pasan un poco de tiempo aparcado a pleno sol alcanza temperaturas realmente altas en su interior que además de perjudicar a la pintura y a otros elementos interiores hace realmente complicado ponerse al volante.

El problema que se nos presenta ahora se produce cuando nos disponemos a arrancar y no funciona. No sabemos lo que pasa pero no refresca. La mejor opción es llevar el coche a nuestro EuroTaller de confianza para que nos lo reparen rápidamente, seguramente si hubiéramos hecho antes las revisiones no se hubiera dado esta situación.

Pues bien con nuestra cita para EuroTaller tenemos que llegar a él con ese coche que ha estado a pleno sol. Estos son algunos remedios caseros para intentar bajar la temperatura hasta que nos lo reparen. Muchos de ellos son evidentes pero si el vehículo está a esas temperaturas es que realmente no lo hemos querido o podido seguir.

  • Aparcar a la sombra: es lo más evidente de todos. Procura buscar sitios en los que estacionar en estas condiciones para poder garantizarte un poco más de confort en el interior del habitáculo. También puedes ayudarte usando parasoles o cortinas que hagan que los rayos solares no entren en el interior.
  • Abre las puertas: es bastante efectivo. Se trata de abrir la puerta del piloto, bajar la ventanilla y abrir y cerrar esta misma puerta 5 veces. Con este sencillo gesto conseguirás que el aire caliente que se encuentra en el interior sea expulsado al exterior para bajar la temperatura. Puedes incluso llegar a bajar 8 grados.
  • Coloca trapos húmedos: una buena opción para conseguir que el aire de tu coche salga un poco más fresco es colocar trapos o toallas húmedas justo en las rejillas de salida. Con esto conseguirás que el aire se enfríe rápido y por consiguiente lo haga también el habitáculo. Es mejor cuando vallas con alguien, que podrá encargarse de humedecerlos cuando sea necesario.
  • Usar hielo: utiliza bolsas de hielo impermeables y colocarlas en el suelo del coche. Con ellas conseguirás bajar un poco la temperatura del habitáculo durante un tiempo, sobre todo si se trata de trayectos cortos.
  • Una botella de plástico: recorta una botella de plástico dejando que la parte más ancha se encaje en una rendija de las ventanillas del vehículo. La boca debe apuntar hacia dentro, con ello se consigue que el aire se comprima para poder pasar por el cuello de la misma y se descomprima consiguiendo aire frío al pasar por él.
  • Abre las ventanillas: si no puedes esperar para llegar a EuroTaller esta es la opción más común, la más ruidosa y la menos económica, pero también es bastante efectiva. El aire del interior del habitáculo no deje de circular, de manera que la temperatura del mismo baje también algunos grados.

Visita tu taller de confianza, tienes más de 800 a tu servicio, y deja que nuestros profesionales revisen el estado de tu coche. Los profesionales de la Red EuroTaller trabajamos por tu seguridad cuidando del buen mantenimiento de tu automóvil.

 

En EuroTaller se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.