NOTICIA
30-07-2021

Los 6 problemas más comunes de los frenos del coche

Todos sabemos de la importancia que tienen los frenos para nuestra seguridad. Un sistema de freno en mal estado aumenta la distancia necesaria para detener un coche. Esto se traduce en un aumento en las probabilidades de sufrir un accidente.

Para evitarlo, se recomienda revisar adecuadamente los neumáticos y los dispositivos de frenado en EuroTaller. Estos elementos de seguridad activa deben revisarse con frecuencia, pero especialmente en la época estival y antes de hacer trayectos largos pues, con el aumento de las temperaturas, los frenos se calientan de más y se acelera el desgaste.

Atento a estos síntomas

Si notas algo de esto quiere decir que lo mejor es que no tardes en llevar tu coche a EuroTaller.

  • Un tacto del pedal de freno más duro de lo normal. Cuando notes que al pisarlo está más duro de lo normal puede que las pastillas de freno estén sucias o cristalizadas. También es posible que exista alguna clase de problema en los discos o con el líquido de frenos.
     
  • Si al pisar la sensación es que el pedal está esponjoso, es probable que tengas un problema con los latiguillos o que exista una pinza dañada.
     
  • Cambios en el recorrido del pedal de freno del coche: si notas que es más largo de lo normal, esto puede deberse a que el líquido de frenos está en mal estado o a que existe una fuga dentro del circuito.
     
  • Si notas que el recorrido es más corto, esto es un claro indicio de que el problema se encuentra en las piezas que intervienen en la extensión y retracción de las partes móviles del sistema de freno.
     
  • Pérdida de la capacidad de freno: si notas que tu coche pierde capacidad de frenar a tiempo, que recorta su distancia de frenado, puede deberse a varios motivos.
     
  • Por un lado, puede deberse a una pérdida de eficacia en las pastillas de freno debido a un sobre calentamiento. En ocasiones llega un punto en el que las pastillas dejan de rendir como es debido en caliente. En casos como este se debe dejar enfriar los frenos del coche durante un rato.
     

Consejos para mantener los frenos en buenas condiciones

  • El líquido de frenos debe sustituirse una vez cada 2 o 3 años. Este absorbe la humedad a través de los poros de la goma de las mangueras. Con el paso del tiempo, la concentración de agua en el líquido de frenos aumenta y su punto de ebullición se reduce significativamente. Si hierve el líquido, se forman burbujas de aire en el sistema, las cuales disminuyen su eficiencia drásticamente.
     
  • Las mangueras deben cambiarse cada 5 años. La goma y otros polímeros de los que están hechas están sometidos al desgaste y a la rotura. Con el tiempo, terminan perdiendo su elasticidad. Como resultado, la alta presión que se forma en el sistema es neutralizada por la anchura excesiva de las mangueras.
     
  • Si fuera necesario, sería bueno medir el grosor de los discos y las pastillas regularmente y sustituirlas si fuera necesario. Un disco desgastado puede incluso llegar a agrietarse. Debido al desgaste y deterioro del forro de fricción, se hace imposible alcanzar el nivel de fricción necesario.
     
  • Lubricar los pasadores guía de la pinza de freno y cambiar los elementos de sellado y de estanqueidad de vez en cuando. De esta manera, evitará que se atasque el ensamblaje y el desgaste irregular de las pastillas de freno.
     

Visita tu taller de confianza, tienes más de 800 a tu servicio, y deja que nuestros profesionales revisen el estado de tu coche. Los profesionales de la Red EuroTaller trabajamos por tu seguridad cuidando del buen mantenimiento de tu automóvil.

En EuroTaller se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.