NOTICIA
24-09-2021

Ojo con los charcos cuando llueve: pasar por encima de uno puede dejarte sin rueda

Para este viernes y, en muchas partes del país, el fin de semana así como la próxima se esperan muchas lluvias por casi toda la geografía nacional y en muchos casos serán abundantes como se ha visto en las últimas jornadas.

Además de llevar siempre el coche en perfecto estado, como es habitual cuando hacemos el mantenimiento en EuroTaller, hay que saber adaptar nuestra conducción a las condiciones de la vía. Eso es clave para evitar sustos.

Hay que tener todos los sentidos bien abiertos y es conveniente saber cómo actuar en caso de tormenta o llovizna.

Lo primero que notaremos es que la visibilidad se ve afectada en gran medida, también se reduce la capacidad de adherencia de los neumáticos a la calzada, ya que el asfalto se torna mucho más resbaladizo. Y esta situación no sucede siempre cuando cae mucha agua. Con las primeras gotas que levantan el polvo y la suciedad de la carretera es mucho más peligrosa. La grasa que pueda haber en la carretera con las pocas gotas y la suciedad que pueda haber forman una capa más deslizante todavía.

¿Qué pasa con un charco?

La mayoría de los conductores no le damos importancia a pasar por encima de un charco, quizá hay más prudencia si es grande como una balsa de agua, ni se reduce sensiblemente la velocidad. Pues bien, esa tranquilidad puede tener consecuencias negativas para nuestro coche si se pasa a toda velocidad encima de ellos

El gran problema es que no sabemos lo que hay debajo. Los charcos pueden esconder irregularidades de la calzada, baches y socavones, por lo que cruzarlos a toda velocidad puede tener como resultado una rueda pinchada o desllantada. Al no saber qué profundidad esconde el agua acumulada, el coche puede incluso quedar encallado o atascado y necesitar a la grúa para salir de ahí.

Otra consecuencia de pasar un charco a demasiada velocidad es que se estropee la suspensión en uno de estos golpes o que el agua salpique el motor y se dañe el sistema eléctrico, cuya reparación no es especialmente barata.

Qué hacer en esta situación

Lo más recomendable es primero detectar que hay un charco, por eso mencionábamos antes lo de agudizar los sentidos. Después hay que frenar y entrar en él no demasiado rápido.

También es importante comprobar qué hacen los vehículos que nos preceden para ver cómo actúan ellos. Eso puede indicarnos si es conveniente pasar por ese charco o intentar esquivarlo, siempre que sea posible.

Otra recomendación es evitar autobuses y vehículos mucho más voluminosos porque pueden salpicar y mover la masa de agua, además de que por su volumen y tamaño no siempre nos indican la profundidad del charco o si es un pequeño socavón. Por eso lo mejor es intentar circular por el centro de la calzada, donde el agua tiende a acumularse mucho menos.

En la Red EuroTaller queremos que viajes seguro y confortable por eso cuidamos cada detalle del mantenimiento de tu coche. Encuentra el taller de la Red EuroTaller más cercano y deja que sus profesionales revisen el estado de tu automóvil.

En EuroTaller se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.