NOTICIA
13-10-2016

Philips MatchLine, la innovadora solución de iluminación para talleres

La marca líder en iluminación y equipo original (OE), Philips, dio a conocer durante la celebración de Automechanika Frankfurt dos lámparas de verificación de color para los talleres especializados: el proyector Matchline PJH20 LED y las lámparas de LED MDLS CRI, cuya principal característica es que desprenden luz blanca igual a la luz natural.

La temperatura de color de la luz producida por estas dos lámparas de verificación de color es de 6.000K. La temperatura de color es blanca como la luz del día, lo que significa que se evita el riesgo de metamerismo. El metamerismo es un problema que se presenta con regularidad a los pintores cuando comparan colores bajo luz convencional 'amarilla': el coche reparado sale del taller, y la diferencia de color de la pieza reparada en comparación con el resto del coche es muy visible bajo la luz del día.

El índice de rendimiento de color (CRI) es una medida de la capacidad de una fuente de luz para revelar el verdadero color de un objeto. Las fuentes de luz con un valor de CRI bajo hacen que los colores no parezcan naturales, lo que hace la coincidencia de colores prácticamente imposible - Philips Matchline produce luz con un CRI de 92 - una impresionante puntuación en una escala de 100.

Por otra parte, estas potentes lámparas cuentan con un filtro mate para reducir el deslumbramiento, lo que garantiza la comodidad del usuario. Permite que las más pequeñas imperfecciones sena vistas y la coincidencia de color sea exacta para que el acabado sea de alta calidad.

Philips Matchline PJH20 LED - proyector de verificación de color

Con el modo de alimentación de dos etapas, la salida de luz se puede ajustar en función de las necesidades específicas y tiene un haz de 90° de ángulo amplio. Para iluminar una amplia zona de trabajo, reconocer los colores verdaderos o comprobar los detalles más finos de un trabajo de pintura, el modo ‘normal’ ofrece 2.300 lúmenes. Para una luz más suave, o para preservar la batería, se puede cambiar a la modalidad ‘ECO’ de 1.200 lúmenes.

Tiene una batería de litio recargable que dura hasta cuatro horas y un cable de red de 5 metros, lo que hace que sea fácil moverse por el taller y permite largos trabajos. También cuenta con una resistencia al impacto de IK09 y es resistente al agua y al polvo por su índice IP67: ésta es una herramienta de iluminación construida para durar.

Philips MDLS CRI LED - lámpara de verificación de color

Es tan pequeña y versátil que es perfecta para tareas de control de color rápidas. Las lámparas también tienen la característica única de tener cabezales multi-direccionales con 300° de rotación que permiten la máxima flexibilidad y cobertura de 360° sin sombras, por lo que el módulo se pueden colocar en cualquier lugar del área de reparación y detectar imperfecciones para un acabado superior.

Para la comprobación de los detalles más finos, hay un modo intenso que proporciona 500 lúmenes para necesidades de iluminación cotidianas; para preservar la batería, hay un modo ECO de 250 lúmenes, y, para tener la luz más intensa, los tres módulos se pueden combinar para adquirir 1.500 lúmenes.

Los MDLS CRI LED de verificación de color tienen ganchos incorporados e imanes para poder trabajar con las manos libres, así como una batería avanzada que dura cinco veces más que las baterías recargables tradicionales, proporcionando 1.500 ciclos de carga - en lugar del estándar 300 - que es el equivalente de aproximadamente cinco años de trabajo de uso continuo.

También cuenta con una capacidad de carga rápida y se puede recargar en menos de tres horas.

En EuroTaller se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.